“Ningún país crece con los salarios a la baja”

Compartir en:
La líder a nivel nacional del partido GEN, Margarita Stolbizer, junto a representantes del Espacio Iguales, radicales referenciados con Ricardo Alfonsín, constituyeron un acuerdo y se hicieron presentes en Neuquén, de cara a las próximas elecciones, que en dicha provincia se adelantarán al calendario nacional.

 

Ambos exponentes brindaron una conferencia de prensa junto a los dirigentes locales Adrián Quiñenao (GEN), el diputado radical Alejandro Vidal, la ex diputada Betty Keitman y recorrieron algunos medios locales además de haberse reunido con trabajadores despedidos de Telam y con el Sindicato de Trabajadores de Prensa.

"Ningún país crece con salarios a la baja, ni ajustando en educación y ciencia, ni a costa del ambiente y la entrega de los recursos naturales" señalo la ex diputada Stolbizer, al momento de tomar la palabra. Además agregó: “Nos causa horror que algunos piensen que es mejor volver al pasado. Hay que hacer un pacto por la igualdad y por la decencia, impedir que la grieta vuelva a condenar nuestro presente y nuestro futuro". 

En su exposición aseguró que "el gobierno con el Acuerdo del Fondo cedió la dirección de la política económica y aceptó que le impusieran un ajuste del déficit que, en lugar de abordarse gravando rentas extraordinarias, vuelve a recaer en los trabajadores y sectores medios y bajos. El Presupuesto que se está votando no tiene políticas ni recursos para los sectores productivos ni para recomponer el salario del sector público”.

“Se destinan $740 mil millones para intereses de la deuda mientras cae el presupuesto para el gasto social: cae 27% en educación, 16% en salud, 30% en ciencia y técnica; 60% vivienda, trabajo y agua potable", afirmó la ex diputada nacional..

En tanto, Ricardo Alfonsin se refirió a la necesidad de recuperar la política, advirtiendo sobre los riesgos de una ciudadanía desentendida y la irrupción de populismos de derecha que tampoco resolverá los problemas. Fue enfático en la defensa de la libertad de prensa y expresión, el acceso a la información pública y la necesidad de que la verdad sea completa y no parcializada por intereses que no tengan el bien común por sobre cualquier otra cuestión.

Luego planteó con firmeza sus convicciones y la defensa de los ideales e historia del radicalismo: "No se puede callar  mi partido frente a todo lo que está ocurriendo", y apoyó firmemente la decisión de los radicales de Neuquén de conformar una nueva alternativa política en el Espacio Iguales, junto a otros partidos para la elección provincial.

Ambos coincidieron en la necesidad de construir una alternativa progresista y ética: "Nos causa horror que algunos piensen que es mejor volver al pasado. Hay que hacer un pacto por la igualdad y por la decencia, impedir que la grieta vuelva a condenar nuestro presente y nuestro futuro. Vamos a seguir trabajando para ofrecer esa alternativa para que los argentinos no sean rehenes de la mala política, de los negocios de unos pocos ni tampoco de los que se resignan a que nada se puede hacer. Vamos a ofrecer algo mejor para la Argentina."