Buscan la participación de los vecinos en el nuevo Código de Convivencia

Compartir en:
El presidente del bloque de concejales de Unidad Ciudadana en La Plata, Gastón Castagneto, presentó esta semana un proyecto para crear una “Comisión Redactora de un Nuevo Código de Convivencia”.

 

La iniciativa surge en el marco del anteproyecto de modificación del código actual presentado por el intendente Julio Garro. La nueva norma ha generado el repudio de organizaciones sociales, trabajadores informales y vecinos quienes han manifestado su preocupación por el carácter represivo del anteproyecto que utiliza el arresto y la multa como única forma de castigo a las faltas municipales, algo que es inconstitucional según sostienen desde diferentes asociaciones de abogados de la ciudad.

“El código que impulsa Garro criminaliza a todas las personas que ante esta crisis económica que estamos atravesando quiere rebuscársela sin caer en la delincuencia lavando autos en la calle, cartoneando o haciendo malabares en las esquinas. Pero también persigue a cualquier vecino que pueda tener la vereda rota o haya cortado una rama de un árbol. El código que tenemos es malo y el que quieren sacar sin debate es peor por eso queremos que se cree una comisión que genere un texto contextualizado y plural”, afirmó el concejal Castagneto.

El proyecto presentado por el edil y acompañado por todo el bloque busca crear un espacio de redacción que reúna a representantes de todos espacios políticos con representación en el Concejo Deliberante y a los secretarios de Seguridad y Justicia; de Legal y Técnica, de Control Ciudadano y de Espacios Públicos.

“Queremos que sea la ciudadanía la que decida qué reglas tienen que regular la convivencia. El oficialismo publicita un debate en los barrios que no se está llevando a cabo. Hay cada vez más denuncias de vecinos y vecinas que no se enteraron de las fechas de realización o que intentaron participar de estas reuniones y cuando llegaron habían sido suspendidas. Lo único que queremos como oposición es que se respete la pluralidad de voces”, sostuvo Castagneto.

La iniciativa detalla que la Comisión se deberá reunir cada 15 días y en cada encuentro convocará a organizaciones sociales, sindicatos, asociaciones de trabajadores, cámaras empresariales y comerciales, ONGs culturales, de discapacidad, de derechos humanos, de tránsito, de cuidado ambiental, de consumidores y colegios profesionales, entre otros.

A su vez, se recibirán escritos, documentos, propuestas y/o proyectos alternativos los cuales deberán ser leídos y analizados en la siguiente reunión de la Comisión a fin de considerarlos en la elaboración de un nuevo código.