De la nada a la política

Compartir en:
*Columna de opinión por Federico Vargas, especial para Post Político desde Barcelona.

 

 

¿Cómo y cuándo empieza a bullir el agua? ¿Recordáis? Catalunya es una olla de presión. Con el artículo 155… de opresión.

Está claro que en un sistema capitalista la falta de recursos genera frustración. Personalmente no debería ser así. Mientras me alejaba de la idea de quien quería ser para transformarme en lo que debía ser, un grupo de personas acampaba en la madrileña Plaza del Sol y otros en la Plaza Catalunya de Barcelona.

El 15 de mayo de 2011, en pleno auge de la depresión, diversos colectivos sentaron las bases de lo que se conocería como Movimiento 15-M (http://www.movimiento15m.org/), popularmente llamados los “Los Indignados”. Bajo lemas como “Democracia real ¡YA! No somos mercancía en manos de políticos y banqueros”, comenzaron a ganar fuerza. Sus asambleas callejeras trataban los temas que otra vez el bipartidismo PP-PSOE esquivaba en aras de fomentar una incrédula esperanza al conjunto del país.

De repente anónimos hablaban, intelectuales encontraban un espacio de debate, un sitio alejado del bar o del sofá. Parecía que la calle volvía a tener voz propia.

Como todo movimiento popular, los extremistas vieron un ámbito para sacar sus cabecitas del ostracismo. No hago distinción de extremos, no creo que el fin justifique los medios.

Años más tarde este movimiento se transformó en lo que actualmente conocemos con el nombre de “Podemos”. Es decir, se politizó. Distintas corrientes quedaron a la deriva y otras fueron perseverando en sus ideas. El independentismo catalán fue una de ellas. Ergo… ¿podemos decir que el movimiento 15M agrupo y junto esta corriente ideológica? Sí y no. Depende con el prisma que se lo iré. De cara al bipartidismo sí, sobre todo para el Partido Popular. Nó, si entendemos que fue la realidad socio-económica catapultada por el creciente paro y empobrecimiento social quienes lo unen. Lo demás fue la magia del viento.

La realidad es que algo cambió y el bipartidismo se armó. PSOE convirtió su Socialismo pseudo republicano en un comerciante chaquetero que se esconde tras las bambalinas de batallitas del pasado. ¿Felipe Gonzalez? Mirad https://www.vanitatis.elconfidencial.com/noticias/2014-12-01/la-acomodad... . El partido popular sacó su cara más oscura, su mano derecha… ¡EJEM!… Extrema.

Politizado el movimiento, sólo era cuestión que cada uno llevara su indignación a otra parte. Partidos como la CUP, Esquerra Republicana de Catalunya, por nombrar algunos, se vieron beneficiados en sus filas por personas con ganas de salir a manifestar su indignación. Mientras tanto las burguesías catalanas que agrupados en la antigua Convergència i Unió, se mataban entre sí; llegaron al divorcio y con ello a dos corrientes. El conservadurismo demo cristiano hacia aguas. La corrupción de sus integrantes manchaba la historia de Catalunya, fractura. Era la hora de enarbolar su bandera más discreta, el independentismo. Convergència Democràtica de Catalunya.

Una tarde de esas sentí la extraña sensación que acompaña aquel que camina sin perder la atención al contexto, alarmante me miré en escaparate del Corte Ingles y la imagen me era ajena. Decidí volver ser quien quería ser y el “debería” lo deseché en la papelera.

El 9 de noviembre de 2014 me presente a votar en la “consulta” (No era legal según el gobierno y de alguna forma había que llamarla). No me gustaba el impulsor, Arthur Mas, pero como muchos,  necesitamos que algo cambie. No fue la idea de un estado fuera de España el que me llevo a tomar la decisión. Fue el malestar que de diferentes maneras se manifestaba en mi interior adoptando formas espectrales. La idea de vivir una Republica me sedujo, pero a la vez el miedo me hizo bajar la cabeza. ¿Cómo se puede construir una República en una situación así? Como todas, estas se construyen partiendo de principios y valores. Entonces si los mismos pasan día a día por tribunales… ¿Cuáles son?

El 27 de Septiembre de 2015 las urnas volvieron a posarse, esta vez dentro del marco constitucional. En estas elecciones autonómicas Junts pel Sí (coalisión formada por Convergència Democràtica de Catalunya, Esquerra Republicana de Catalunya, Demòcrates de Catalunya i Moviment d'Esquerres) gana con el 39.59%. Pero sumando los partidos con tendencias independistas y luego de que cada uno pactara con el otro, la mayoría independista catalana se sentó en el Parlament. El prólogo del 1 Octubre de 2017, lo que llamaré el día que comenzó la primera dictadura democrática. Pero esto lo dejo para la próxima.

Camino por la acera del Corte Inglés, ¿el escaparte? ni lo miro. Vuelvo a ser.

Al gran pueblo argentino… salud.

 

Imagen: Fuente: Página oficial Movimiento 15M

http://bit.ly/2yT4Cxj