Felipe Carvalho: “Esta pandemia puede durar una década más”


En Post Político Radio, miércoles de 15 a 16 h por FM Nuevos Aires, dialogamos con el  representante de la campaña de acceso de Médicos sin Fronteras, Felipe Carvalho, quien nos contó cómo fue el pedido formal de exención ante la Organización Mundial de Comercio para que los gobiernos puedan suspender las patentes durante la pandemia y la compleja situación de la región en relación a la pandemia.

Nuestra experiencia con otras pandemias ha marcado que los grandes monopolios generan grandes crisis de acceso. Si no conseguimos implementar todas las herramientas, vacunas y tratamientos, entre otros, esta pandemia puede durar una década más. Es necesario liberar las patentes“, comentó Felipe, en relación al momento actual que se vive en el mundo, pero principalmente en el hemisferio sur, sobre el acceso a las vacunas. Es decir, es fundamental tratar de liberar las patentes y medicamentos COVID-19 mientras dure la pandemia para torcer el paradigma actual y poder anteponer las vidas de las personas a las ganancias.

La exención de propiedad intelectual permitiría a todos los países no otorgar ni hacer cumplir las patentes y otras medidas de propiedad intelectual en medicamentos, vacunas, pruebas de diagnóstico y otras tecnologías de COVID-19 mientras dure la pandemia, hasta que se logre la inmunidad de grupo mundial. Esta medida se remonta a la epidemia del VIH/sida, hace 20 años, cuando los medicamentos genéricos asequibles contra el VIH, fabricados en países donde las patentes no bloquearon su producción, fueron decisivos para comenzar a salvar la vida de millones de personas.

Esta medida, que fue propuesta originalmente por India y Sudáfrica en octubre de 2020, ya cuenta con el respaldo oficial de 58 gobiernos patrocinadores y con el apoyo de alrededor de 100 países que acompañan la propuesta en general.

Bajo el hashtag #LiberenLasPatentes, Médicos sin Fronteras busca exención de propiedad intelectual (PI) como medio para proporcionar una opción política más rápida y automática para que los gobiernos de todo el mundo no dependan únicamente de la industria farmacéutica.

En relación a lo que está pasando en este momento con la pandemia en Latinoamérica, Carvalho afirmó: “Es una de las regiones más afectadas con 1/4 de las muertes globales y las vacunaciones vienen muy lentas. Es necesario que, para poder liberar las patentes, aquellos países que aún no han dado su postura, hablen. Son muchos los que se mantienen en silencio en Latinoamérica“.

Por último, y a partir de conocerse la noticia de que Argentina estaría en condiciones de producir la vacuna Sputnik V.I.D.A., el representante de la campaña de acceso de Médicos sin Fronteras señaló “Es un camino importante la producción local, pero buscamos que las condiciones sean públicas” aunque destacó que “con la suspensión de las patentes buscamos que no haya ninguna barrera legal para poder fabricar“.


Escuchá la entrevista completa: